Prevenir y curar el cáncer colorrectal es posible

29 de marzo de 2017, 11:29.

Prevenir y curar el cáncer colorrectal es posible

Ampliar imagen


Es el mensaje que transmitimos en el día mundial de la lucha contra este tipo de cáncer. Compartimos información del Instituto Nacional del Cáncer sobre sobre características, síntomas, detección, tratamiento y medidas preventivas del cáncer colorrectal.

El Día Mundial contra el Cáncer de Colon se conmemora todos los 31 de marzo. Se trata de una jornada de sensibilización para evitar que siga avanzando tal como lo ha hecho en las últimas décadas. Desde el Hospital Universitario, entendemos que lo más importante en salud es prevenir. Por eso nos sumamos a esta tarea promotora de salud y acercamos a la población información generada desde el Instituto Nacional del Cáncer.

Qué es el cáncer colorrectal

Se llama cáncer al crecimiento anormal y descontrolado de las células del cuerpo. Si no se trata a tiempo, las células malignas o cancerosas, pueden diseminarse a otras partes del cuerpo.

“Colorrectal” se refiere al colon y al recto, los dos sectores que forman  el intestino grueso.  La mayoría de los cánceres colorrectales comienzan como pólipos, crecimiento anormal del tejido de la pared del colon o recto,  que al cabo de mucho tiempo, hasta  10 años, pueden convertirse en cáncer.

Es el segundo cáncer de mayor mortalidad  y el tercero más frecuente en Argentina.

Afecta a varones y mujeres. El 90% de los casos se diagnostican en personas mayores de 50 años y el 75% en personas sin antecedentes familiares.

Como todo cáncer, no presenta síntomas en etapas tempranas. Una persona puede tener pólipos colorrectales o cáncer colorrectal y no saberlo. Por esta razón son tan importantes las pruebas anuales de detección temprana.

Si una persona presenta sangrado o cambios en la forma habitual de evacuar el intestino, dolor abdominal o rectal frecuente, anemia o pérdida de peso es necesario concurrir al médico para evaluar la situación. Es importante recalcar que estos síntomas no son específicos de este tipo de cáncer,  ya que pueden ser causados por otras enfermedades.

Se puede prevenir debido a que primero se produce una lesión llamada pólipo o adenoma. Si se extirpa a tiempo se puede evitar la aparición del cáncer. Las personas que tengan antecedentes familiares de pólipos colorrectales o cáncer de colon y recto, deben consultar con el médico sin importar su edad. El profesional indicará cuándo es necesario realizar los exámenes correspondientes.

Si el cáncer se detecta tempranamente las posibilidades de curación son del 90%

Recomendaciones          

Consumir fibras, vegetales, frutas y verduras varias veces por día.

Disminuir la ingesta de bebidas alcohólicas, de carnes rojas y grasas de origen animal.

Limitar las calorías de la dieta y mantener peso corporal adecuado.

Ejercicio físico regular, 30 minutos por día o varias veces por semana.

Evitar el tabaco

 

Fuente: Dossier informativo. Programa Nacional de Cáncer Colorrectal. Instituto Nacional del Cáncer. Ministerio de Salud. Presidencia de la Nación.

Te invitamos a ver el siguiente video para conocer de qué se trata esta enfermedad y por lo tanto cómo prevenirla.